PDF -CS Lewis The Great Divorce - Download Book frees for kindle to - C. S. Lewis - Manuel Lasanta
Wait Loading...


PDF :1 PDF :2 PDF :3 PDF :4 PDF :5 PDF :6 PDF :7 PDF :8 PDF :9


Like and share and download

C. S. Lewis - Manuel Lasanta

CS Lewis The Great Divorce - Download Book frees for kindle to

PDF Till We Have Faces Cs Lewisapi wl2 stage ovdal dk till we have faces cs lewis pdf PDF C S Lewis At The Bbc Messages Of Hope In The Darkness Of Warcluster rifiniti c s lewis at the bbc messages of hope in the darkness

Related PDF

Till We Have Faces Cs Lewis

[PDF] Till We Have Faces Cs Lewisapi wl2 stage ovdal dk till we have faces cs lewis pdf
PDF

C S Lewis At The Bbc Messages Of Hope In The Darkness Of War

[PDF] C S Lewis At The Bbc Messages Of Hope In The Darkness Of Warcluster rifiniti c s lewis at the bbc messages of hope in the darkness of war pdf
PDF

PDF Introducción al Antiguo Testamento I by Miguel Ángel Tábet

[PDF] PDF Introducción al Antiguo Testamento I by Miguel Ángel Tábet koreamanagement download introducci n al antiguo testamento i by miguel ngel t bet pdf
PDF

Strategic Communication For Sustainable Organizations Theory And

[PDF] Strategic Communication For Sustainable Organizations Theory And admin ifj strategic communication for sustainable organizations theory and practice csr sustainability ethics governance pdf
PDF

Download America The Story Of Us Book 1 The World - Book library

[PDF] Download America The Story Of Us Book 1 The World Book librarycommunity spring is america the story of us book 1 the world comes to america pdf
PDF

Download Manual Ford Laser Ghia PDF

[PDF] Download Manual Ford Laser Ghia PDFnew legislation securite tn manual ford laser ghia pdf
PDF

Download John Deere 1438gs 1438hs 1542hs - Book library

[PDF] Download John Deere 1438gs 1438hs 1542hs Book librarynew legislation securite tn john deere 1438gs 1438hs 1542hs 1742gs 1742hs 2046hs sabre lawn tractors oem operators manual pdf
PDF

Download Fossiling In Florida By Mark Renz cb78 Pdf Ebook

[PDF] Download Fossiling In Florida By Mark Renz #4cb78 Pdf Ebook 500mexicocity Fossiling 20in 20Florida 20by 20Mark 20Renz pdf
PDF

CS Lewis The Great Divorce - Download Book frees for kindle to

4 Oct 2011 The Great Divorce C S Lewis 9780887632426 Amazon Francisco Colorado Springs LA Santa Monica Portland Bay Harbor, MI The Screwtape resolution iphone 4, solutions manual to accompany fundamentals of
PDF

C.S. Lewis - Sfaturile Unui Diavol Batran Catre Unul Mai Tanar

De la surâsul lui Buddha la Surâsul Hiroshimei

logosul files wordpress 2014 03 cs lewis creştin înzestrat cu o minte excepţional de ascuţită şi de logică şi cu un stil lucid şi înviorător, C S Lewis a fost fără egal The Problem of Pain (Problema durerii), The Screwtape Letters (Scrisorile lui Sfredelin sau Sfaturile unui

c Sharp Programlama Dili

C# Programlama Dili

PDF C# Programlama Dili ilkerunal wp content uploads 2012 01 Bölüm 2 pdf PDF Programlamanın Temelleri baskent edu tr ~tkaracay etudio ders prg csharp ch01 pdf PDF C Sharp Programlama Dili Metotlarfenfak ege edu tr 9 C Sharp Programlama Dili Metotlar

C Sharp Programlama Dili

About The Tutorial - kciti college

ilkerunal wp content uploads 2012 01 Bölüm 2 pdf Programlama dillerinde tek başlarına herhangi bir anlamı olmayan ancak programın işleyişine katkıda bulunan karakter ya da karakter topluluklarına operatör denir Örneğin a+b ifadesinde + işareti bir operatördür Operatörlerin etki ettikleri sabit ya da değişkenlere ise operand denir

C# (sharp) tutorial - create a flappy bird game using c#

toyota service manuals pdf workshop manuals spare parts

mooict wp content uploads 2016 02 Creating a Flappy Bird game in Visual Studio Using C# First Create a new Windows Form Application in Visual Studio Name it FlappyBird and Click OK We need to add the necessary elements to the windows form

C-Sharp_Tehnike_vizuelnog_programiranja.pdf

Tehnike vizuelnog programiranjaprogramiranja

C++ Solutions

C++ Programming 5th Edition Ds Malik Solution Manual Pdf

ciens ucv ve algoritmosyprogramacion documentos A C++ program is a set of instructions of the C++ programming language that can be interpreted by a computer into a sequence of basic operations that the computer can perform Axiom cs ccny cuny edu ~wes CSC103 docs practiceproblems pdf

c Subestaciones

Evolución de las subestaciones

PDF subestaciones eléctricas subestaciones eléctricas Mercado Ideal mercado ideal SELMEC 20SUBESTACIONES 20ELECTRICAS pdf PDF Sistema Eléctrico de Potencia ptolomeo unam mx ptolomeo unam mx 8080 xmlui bitstream handle A4 pdf PDF An´alisis de Confiabilidad

C T Chen - Linear System Theory and Design.pdf

Linear System Theory Design Chen All Solution

PDF Linear Systems Theory and Design ebadi profcms um ac ir chen 20c 20 t 20linear 20system 20theory 20and 20design pdf PDF Linear System Theory Ct Chen Technetix en us technetix linear system theory ct chen pdf

  1. ct chen linear system theory and design pdf
  2. linear system theory ppt
  3. ct chen linear system theory and design solution manual
  4. linear system theory pdf
  5. linear system theory and design 2nd edition
  6. linear system theory and design fourth edition
  7. chi-tsong chen
  8. solutions manual to linear systems theory

C TADM56 74 Sample Questions

C TADM70 74 - Blog - SAPSPOT

cdn training sap uploads C TADM56 74 Sample SAP EDUCATION SAMPLE QUESTIONS C TADM56 74 SAP Certified Technology Associate System Administration (DB2 LUW) with SAP NetWeaver 7 4 Disclaimer These sample questions are for self evaluation purposes only and do not appear on the actual

Home back Next

Description

UN ANGLICANO UNIVERSAL

Manuel Lasanta 1

Según el filósofo español Julián Marías,

Lewis es “uno de los autores más inteligentes que ha producido Inglaterra,

con las virtudes del país y sin sus defectos”

Aunque en los últimos años Lewis parece haber sido descubierto en algunos círculos católicos españoles (hasta el punto de considerarlo uno de los suyos),

la verdad es que en España era casi un desconocido,

aparte de las continuas referencias a su amistad con J

Tolkien (que lo llevó a la fe cristiana)

De hecho,

el cristianismo era la perspectiva desde la que Lewis veía todo lo demás

Esto significa que el cristianismo está siempre presente en su pensamiento,

pero no necesariamente como el objeto de su pensamiento,

sino como la lente mediante la cual mira los otros objetos

a esos otros objetos que dirigimos la mirada en esta obra en el espíritu de Lewis: buscando siempre el máximo bien del ser humano para la suprema gloria de Dios

¡Qué extraño poder tienen sus libros para provocar entusiasmo en todo tipo de lectores

! No hay duda que su literatura,

tanto apologética como fantástica,

refleja la mano maestra de un gran escritor

En palabras de uno de los críticos más prestigiosos que hay en nuestro país,

Rafael Conte (que ha sido el principal colaborador de los suplementos culturales de El País y el ABC),

Lewis “es una de las más vigorosas personalidades de la literatura universal del siglo XX,

que goza de un respeto y prestigio incuestionable entre los círculos especializados y minorías lectoras”

Su obra,

“constituye una meditación humana y religiosa de primera magnitud”

La obra de C

Lewis está bajo el legado de una sociedad,

cuyo albacea era Walter Hooper,

un presbítero episcopal norteamericano que fue secretario de Lewis,

pero luego se convirtió al catolicismo romano

Hooper es un personaje algo oscuro,

que ha sido acusado de manipular la obra de Lewis por especialistas como la recientemente fallecida Kathryn Lindskoog,

que creía que él había escrito algunos de sus libros publicados póstumamente

Ella llegó a ser vetada por sus acusaciones,

impidiéndole seguir sus investigaciones,

al prohibirle continuar consultando sus papeles,

que están todavía bajo el férreo control de esta sociedad

Lo cierto es que,

han pretendido incluso la canonización de Lewis por el Vaticano,

argumentando cosas tan absurdas como que su matrimonio con una divorciada nunca se consumó

El hecho es que C

Lewis fue cristiano anglicano,

y siendo escritor anglicano ha sido –tal vez más que cualquier otro autor de dicha tradición- leído ávidamente fuera de su propia iglesia

La infancia de C

Lewis Clives Staples Lewis nació en una familia acomodada de Belfast (Irlanda del Norte) el 29 de noviembre de 1898

Su padre (Albert Lewis) era abogado y su madre (Flora Hamilton) una culta matemática

Hijos de un ingeniero evangélico galés y un presbítero anglicano irlandés,

iban regularmente a la iglesia de su abuelo,

donde Lewis fue bautizado de niño a la fe anglicana

Su familia y sus amigos se referían a él de pequeño como Babbins o Baby

Tenía un hermano mayor,

Warren (conocido como Warnie),

y una niñera irlandesa llamada Lizzie,

que les contaba historias sobre la mitología celta

Tal vez Lewis pensaba en ella cuando,

años después,

escribió sobre la institutriz del príncipe Caspian y sus increíbles relatos sobre la antigua Narnia

A la edad de cuatro años,

después de que su perro Jacksie muriera atropellado por un coche,

Lewis anunció que su nombre sería Jacksie,

aunque luego aceptó que todos lo llamaran Jack

Cuando tenía siete años la familia se mudó a una nueva casa,

que se conoce como La Pequeña Lea,

aunque era tan grande que estaba llena de habitaciones,

La casa existe todavía en Belfast,

pero no se puede visitar ya que es una vivienda privada

Para aquellos dos imaginativos chicos,

el lugar era “más una ciudad,

Jack pensaba,

en ella al describir la casa de Polly y Digory en El sobrino del mago,

cuando recuerda aquellos “largos corredores,

estancias vacías medio iluminadas por el sol,

áticos explorados en soledad,

el gorgoteo distante de cisternas y tuberías,

y el sonido del viento bajo los tilos”

Su mundo transcurría en aquella casa durante largos días de lluvia,

entregados a la creación de un mundo imaginario sobre el que hasta elaboraron historias y mapas

En una de aquellas habitaciones había un gran armario tallado en madera,

construido de roble macizo por su abuelo

Los niños solían esconderse en él para escuchar a Jack contar historias de aventuras en la oscuridad

Sus relatos venían de los libros que llenaban la casa

Los que más le gustaban eran los de Nesbit o Beatrix Potter

Es entonces cuando Lewis empieza a imaginar historias de “animales vestidos”

Así nace el mundo de Boxen,

el cual comparte con su hermano,

incluso cuando estuvo separado de él en un internado en Inglaterra

Lewis odiaba el colegio pero,

no aguantaba estar separado de su madre,

un gran continente insular que iba a sumergirse pronto bajo el mar

Jack se entera a comienzos de 1908 que su madre estaba enferma de cáncer

Al acabar el verano murió,

un sentimiento de orfandad embargó a Lewis el resto de su vida

Su recuerdo inspira la angustia de Digory en El sobrino del mago,

buscando una curación milagrosa para su madre

Con esa confianza que tiene el niño en Aslan,

Jack ruega por la curación de su madre

Ora incluso después de que su madre muriera para que vuelva a la vida,

pero el féretro era como un armario cerrado

Lewis no podía entonces imaginar que detrás del mismo había una puerta a un mundo maravilloso

En algún momento,

antes o después de la muerte de su madre (Lewis afirma no recordarlo),

descubrió lo que llamaba “alegría” (“joy”) al entablar contacto con libros sobre mitología nórdica,

quedando fascinado por sus paisajes,

héroes y dioses

Poco después,

descubrió la música de Wagner,

el sonido ideal para recrear sus fascinaciones

La “alegría” se convertiría en la “experiencia central” para él

un “insatisfecho deseo” que sentiría una y otra vez,

sin poder identificarlo y saciarlo

Lewis se recluye en esas lecturas,

sumergido en un mundo de fantasía

La pérdida de su madre aniquila todas sus esperanzas,

“No creo en ninguna religión –dice-

No hay absolutamente ninguna prueba para ninguna de ellas y,

desde el punto de vista filosófico,

el cristianismo no es ni siquiera la mejor… Todas las religiones y mitologías son un invento humano”

Unas semanas después de la muerte de su madre,

Lewis fue enviado al centro educativo del que era también alumno su hermano: Wynyard School en Watford,

Hertfordshire (al que Lewis llama Belsen en sus escritos),

dirigido por el temido Reverendo Robert Capron (al que denominaban Oldie)

Fue aquí donde tuvo un primer contacto serio con el cristianismo anglicano

Aunque sus padres asistían regularmente a la iglesia,

la religión no fue algo muy significativo en la infancia de Lewis hasta este momento

Entre las nuevas lecturas a las que se entregó en esos años estaba la ciencia ficción,

Lewis guardó un recuerdo horrible de aquel colegio,

en el que apenas se le enseñaba nada (salvo geometría,

materia favorita de Capron) y se utilizaban violentos métodos de castigo (Capron fue obligado a entrar en una clínica psiquiátrica)

En 1910 el colegio cerró y Lewis asistió al Campbell College,

Pero tuvo que dejar de asistir debido a problemas respiratorios

Como resultado de su enfermedad,

Lewis fue enviado al pueblo de Malvern,

Worcestershire,

que tenía un clima más saludable,

donde asistió al Cherbourg House (denominada por por él Chartres),

una escuela preparatoria del Malvern College

En esos años,

Lewis descubrió sus aptitudes para el latín y el inglés,

a la vez que se dio cuenta de la existencia de otras religiones y del mundo del ocultismo,

lo que le alejó del cristianismo

De lo primero se encargó la lectura de los clásicos,

interesada en “la teosofía,

las doctrinas rosacruces y el espiritismo”

En 1913 Lewis entró por un año en el Malvern College (que denominaba Wyvern),

del que ya había salido su hermano,

que se preparaba para la carrera militar

En ese tiempo continuó leyendo sin parar,

descubriendo la mitología celta

Y en 1914 conoció al que sería uno de sus grandes amigos de por vida

El hijo de unos vecinos de su familia,

Arthur Greeves (1895-1966),

cayó enfermo y Lewis fue a visitarlo

En su mesilla de noche,

Lewis advirtió el libro Mitos Nórdicos

No hizo falta más para entablar una fuerte amistad

Al otro lado del armario C

Lewis había abandonado completamente el cristianismo,

haciéndose su visión del mundo a partir de entonces materialista

En 1914,

su padre le envió a estudiar con un tutor privado llamado W

Kirkpatrick (amistosamente llamado “el gran Knock”),

quien le introdujo en la lectura de los clásicos griegos y latinos,

a la vez que le ofrecía una espléndida biblioteca de autores antiguos y modernos

Su influencia está detrás de varios personajes de los libros de Narnia

Él le prepara para la Universidad de Oxford,

donde emprende una brillante carrera que dura más de cuarenta años,

ya que fue profesor hasta su muerte,

Pero en aquellos días felices de estudio,

la mente de Lewis estaba dividida,

El 6 de diciembre de 1914,

se confirmó y comulgó como un ateo,

al tiempo que escribía a Greeves que todas las religiones “son inventos humanos”

Sin embargo,

su racionalismo ateo pronto empezó a darle problemas,

aunque no precisamente desde el frente cristiano,

sino leyendo al poeta romántico irlandés W

quien más tarde recibió el Nobel de literatura: “La diferencia era que Yeats creía

Sus ‘siempre vivientes’ no eran sólo un invento o un deseo

Realmente creía que había un mundo de seres más o menos como aquellos y que el contacto entre ese mundo y el nuestro era posible… Aquí había un hueso muy duro de roer

Comprenderás que mi racionalismo se basaba en lo que yo creía que eran los descubrimientos de las ciencias y al no ser un científico tenía que aceptarlos por confianza y por autoridad

aquí tenía una autoridad diferente

Si hubiera sido cristiano no hubiera tenido en cuenta su testimonio porque pensaba que ya tenía fichados a todos los cristianos y que me había deshecho de ellos para siempre

Pero descubrí que había gente,

que no eran ortodoxos tradicionales,

rechazaban la filosofía materialista… En Maeterlinck me encontré con el espiritismo,

De nuevo era un adulto responsable (y no cristiano) el que creía en un mundo detrás,

del material… una molesta gota de duda cayó sobre mi materialismo

Sólo era un ‘quizá’,

que no tuviera nada que ver con la teología cristiana”

Lewis quedó fascinado por el ocultismo y la magia

la búsqueda de la alegría le hizo abandonarlo desilusionado: “Lentamente y con recaídas empecé a ver que la experiencia mágica era tan irrelevante para la Alegría como lo había sido la experiencia erótica… el Deseo real se va diciendo: ¿qué tiene que ver esto conmigo

Lewis no creía que el gran desafío de la vida consistiese simplemente en calmar los deseos y pasiones

Estaba seguro,

más bien,

de que Dios encuentra que “nuestros deseos son demasiado débiles,

Somos criaturas de corazón a medias,

cuando lo que en realidad se nos ofrece es un gozo infinito”

La búsqueda de tal gozo fue el hilo conductor de la autobiografía de Lewis

Esa búsqueda fue traducida como la de quien se ve sorprendido por la alegría

Pero gozo sería tal vez una mejor traducción para joy

En cualquier caso,

las palabras de Lewis servirán para aclarar esa experiencia: “Se trata de un deseo insatisfecho que es él mismo más deseable que cualquier satisfacción

Lo llamo gozo (joy),

término que debe ser diferenciado tanto de la felicidad como del placer

El gozo (según yo uso la palabra) tiene una,

y sólo una característica en común con ellos: el hecho de que cualquiera que lo haya experimentado querrá volver a vivirlo

Fuera de eso,

incluso podría ser considerado como un tipo de infelicidad o angustia

Pero una que queremos

Quien lo haya degustado estaría dispuesto a cambiarlo por todos los placeres del mundo si eso fuera posible

Pero el gozo nunca está en nuestras manos y el placer frecuentemente sí”

La primera experiencia de aquel gozo por parte de Lewis había sido una experiencia literaria

Pero como bien dice,

no está en nuestras manos repetir tales experiencias retomando,

En cualquier caso,

con eso se había abierto en él un apetito voraz –escribe que estaba “enfermo de deseo”-,

y repetidamente pudo experimentar que no era posible satisfacer dicho deseo con sucedáneos

Repetidamente,

“para al final ver que no era placer lo que buscaba”

Así se fue dando cuenta de que “no es el gozo el que es sustituto del sexo,

sino el sexo el que con frecuencia es sustituto del gozo

A veces me pregunto si la mayoría de los placeres no serán mero sustituto del gozo”

Pero al escribir eso Lewis nota que no es una objeción moral contra los placeres en cuestión lo que le llevaba a la decepción –“en ese tiempo era todo lo amoral que un ser humano puede ser”-,

sino que “la frustración procedía de haber encontrado un placer menor en lugar de uno mayor”

En cualquier caso,

el anhelo de Lewis seguía la lógica del deseo para ver a dónde lleva si uno realmente busca satisfacción consecuente,

era el camino de alguien que paso a paso se gozaba en objetos falsos hasta que revelaran su falsedad

Además,

en un punto de su búsqueda Lewis se da cuenta de que gozar de un objeto –como una sinfonía- y gozarnos en el hecho de que lo estamos gozando,

“No se puede tener esperanza y al mismo tiempo pensar sobre la esperanza”,

pues pensar en ella implica dejar de mirar al futuro

Esto significa que si la búsqueda del gozo conduce a alguna parte,

tenemos que desprendernos de nosotros mismos

Y fue en aquella época (1916) en la que Lewis recordaba haber entrado en contacto nuevamente con el cristianismo,

de la mano de los escritos de ficción del clérigo protestante George McDonald: “El jefe del tren y yo teníamos para nosotros solos toda la larga plataforma de madera de la estación de Leatherhead… Me acerqué al puesto de libros y elegí uno mal encuadernado de la colección Everyman,

Phantases,

Luego llegó el tren… Aquella noche empecé a leer mi libro nuevo

Los caminos arbolados de esa obra,

estaban tan cerca del mundo que yo imaginaba habitualmente que me atraían sin que yo percibiese ningún cambio… Pero en otro aspecto todo era distinto

Todavía no sabía (y tardé mucho en descubrirlo) el nombre de la nueva cualidad,

que residía en los viajes de Anodos (el personaje de la historia)

Ahora lo sé

Era Beatitud… Era como si la voz que me había llamado desde el final del mundo ahora estuviese hablando a mi lado… Hasta ahora cada visita de la Alegría había hecho que el mundo normal fuese,

un desierto… Pero ahora veía que la sombra brillante salía del mundo hacia el mundo real y se quedaba en él,

transformando todos los objetos comunes y,

O más exactamente,

vi que los objetos comunes se fundían con la sombra brillante… Aquella noche mi imaginación fue,

No tenía ni idea de dónde me había metido al comprar Phantaste”

Kirkpatrick escribió al padre de Lewis alabando su capacidad como lector,

crítico literario y traductor de griego

y le convenció para que le enviase a la universidad

Llegó a Oxford el 4 de diciembre de 1916,

y entró en el University College

Aunque,

podría haber sido eximido de participar en la que luego fue llamada Primera Guerra Mundial,

La guerra y la universidad En los meses previos a la entrada en combate,

Lewis hizo amistad con un compañero de armas,

el también irlandés Edward F

Moore (conocido como Paddy)

Él y su hermana de 11 años,

Maureen,

Janie King Moore,

separada de su marido desde hacía años

Lewis entabló gran amistad con ella,

acompañando a su familia durante sus permisos,

mientras que sus relaciones con su padre se enfriaban

Al parecer,

Lewis prometió a Paddy que,

Pronto fueron destinados al frente en Francia

El 15 de noviembre de 1917,

Lewis telegrafió a su padre para que viniera a despedirlo antes de embarcar

Lewis cruzó el Canal de la Mancha y llegó a las trincheras,

como segundo teniente de infantería

Aun allí siguió aprovechabdo el tiempo libre para leer

A principios de 1918 enfermó y fue enviado a un hospital en Le Tréport,

donde leyó a uno de los autores cristianos que más le influirían: G

Chesterton

De nuevo en el frente,

fue herido por metralla de su propio ejército el 15 de abril en la batalla de Arras,

mientras que Paddy desapareció

Lewis fue enviado a un hospital londinense,

al que su padre tampoco fue a visitarlo

El convalenciente joven se trasladó a Bristol,

para estar más cerca de la Sra

Tras el fin de la guerra y la confirmación de la muerte de Paddy,

Lewis parece que vivió con ella una relación sentimental,

hasta que se convirtió al cristianismo

Pero Lewis cuidó de la Sra

Lewis narra un hecho hilarante que le ocurrió en la guerra

Recuerda que al entrar en batalla y oír por primera vez una bala,

su pensamiento fue “esto es una guerra

es de esto que escribió Homero”

¿Qué pensaríamos de alguien a quien las balas le hacen pensar en libros

? Lewis se marcha a Oxford en enero de 1919,

Moore y su hija se trasladaron y alquilaron con él una casa en Headington Quarry

Poco después,

publicaba la colección de poemas Spirits in Bondage (Espíritus en cautiverio) donde renegaba de Dios con agresividad y recreaba su imaginario mundo,

lleno de románticos jardines y criaturas mitológicas

A pesar de las frecuentes tareas domésticas que la Sra

Moore imponía al estudiante,

Lewis se las apañó para obtener la máxima calificación y terminar una nueva obra poética,

Dymer (publicada en 1926)

Lewis siempre soñó con una carrera poética,

pero nunca tuvo éxito con esa literatura

Tras la obtención de la licenciatura en Filología clásica e inglesa,

buscó empleo con poco éxito,

dando clases de filosofía en el curso 1923/24

obtuvo en 1925 una plaza en Oxford,

como tutor y profesor de lengua y literatura inglesa en el Magdalen College

Entre las numerosas lecturas de Lewis,

“dejando aparte su cristianismo”

La lectura de Bergson le hizo desechar la idea de Schopenhauer de que el universo podía haber no existido: “un atributo divino,

el de la existencia necesaria,

Aún estaba,

Lewis adoptó lo que llama “un monismo estoico”

Sin embargo,

Entre sus amigos de Oxford estaba Owen Barfield,

pero cuyas ideas diferían ampliamente

Para horror de Lewis,

Barfield acabaría convirtiéndose a la antroposofía de Steiner: “Aquí estaban los dioses,

la vida de ultratumba y la preexistencia,

la iniciación al conocimiento de lo oculto,

¿Por qué

Todavía tenía el ‘orgullo cronológico’ de mi época y utilizaba el nombre de épocas anteriores como vituperio”

A partir de esto,

ambos iniciaron una polémica que duraría varios años

Barfield le hizo ver que su “ingenuo” realismo era inconsistente

“Si se acepta el universo de los sentidos,

ayudados por instrumentos y coordinado de tal forma que da lugar a la ‘ciencia’,

hay que ir mucho más lejos (como han hecho muchos) y adoptar una teoría de la lógica,

de la ética y la estética que afecta al comportamiento… Ahora,

creía que tenía que dejarlo (el realismo)

A menos que estuviera dispuesto a aceptar una alternativa increíble,

tenía que admitir que la mente no era un epifenómeno recién llegado,

que nuestra lógica era la participación en un logos cósmico”

Pronto Lewis se dio cuenta de que “todos los libros empezaban a volverse en mi contra”,

Esquilo o Virgilio,

Chesterton,

Johnson,

Spenser,

Milton,

Browne y George Herbert

Todos eran religiosos,

Paralelamente,

los escritores no cristianos empezaron a resultarle menos interesantes

Así empezó a librarse del reduccionismo del naturalismo moderno y abrirse a una imagen inversa del universo,

para la cual hay en los seres humanos racionalidad,

pero no como el resultado tardío de procesos irracionales,

sino como una ínfima participación de una razón eterna

Tras comenzar a dar clases en Oxford,

Lewis hizo una gran amistad con el profesor católicoromano J

Tolkien,

con quien discutía la relación entre los mitos paganos y el cristianismo

Lewis tuvo tanta amistad con Tolkien,

que fue el primero en leer sus historias sobre la Tierra Media

Ambos enseñaban Filología y compartían una misma pasión por el primer poema épico de lengua inglesa,

Juntos tenían un grupo de amigos llamado los Inklings,

que se reunía los martes y los jueves por las tabernas de la ciudad

Al grupo se unieron también Warren,

Barfield,

Hugo Dyson,

Charles Williams y otros más

Las reuniones formales de los jueves dejarían de realizarse en 1949,

mientras que las del martes seguirían hasta la muerte de Lewis

Tolkien era católico-romano,

pero Lewis seguía siendo ateo,

se convirtió en “el más reticente converso de toda Inglaterra”

El más reticente converso de Inglaterra El pensamiento de Lewis fue evolucionando hacia posturas más teístas

Adoptó un hegelianismo aguado que pronto pasó a convertirse en berkelianismo

Lewis hablaba de Dios como “Espíritu” y diferenciándole del “Dios de la religión popular”

Pero según intentaba vivir día a día con su filósofico Dios,

Lewis veía con horror que éste se iba tornando más real y que era más difícil distanciarlo del “Dios de la religión popular”

Uno de sus compañeros de búsqueda espiritual en ese momento era Alan Griffiths,

alumno suyo y quien más tarde también se convirtió al cristianismo como monje católico

Ambos eran teístas y querían investigar sobre la religión

Tras las polémicas con Barfield,

incluso los antiguos mitos paganos eran tratados con “una actitud más respetuosa”,

pero cientos de religiones les rodeaban

¿Cómo orientarse en esa confusión

cuyos padres eran evangélicos,

fueron Dyson y Tolkien los que le llevaron a apreciar las semejanzas entre el cristianismo y los mitos,

y resolver su vieja cuestión sobre la verdadera religión

A partir de ahí,

Lewis consideraría el cristianismo como el cumplimiento de las aspiraciones ansiadas y soñadas en los mitos

es decir: “un mito verdadero que ocurrió realmente en la historia”

En su autobiografía,

Lewis cuenta que “a principios de 1927 era el más convencido de los ateos”

Hasta que un día se encontró que “las pruebas de la historicidad de los evangelios eran sorprendentemente buenas”

Es entonces cuando “aquél a quien temía profundamente,

dice Lewis en Cautivado por la alegría

La verdad es que “nunca tuve la experiencia de buscar a Dios”,

escribió en su libro sobre los Milagros: “Fue exactamente a la inversa: él fue el cazador (o eso me pareció) y yo el venado”

Se sintió como “acechado” por “un piel roja”,

que “apuntó infaliblemente y disparó”

Por lo que “hacia la festividad de la Trinidad de 1929,

cedí y admití que Dios era Dios y de rodillas oré”

Por eso cree que “quizá fuera,

el más reticente converso de toda Inglaterra”

Sorprende que estas emocionantes palabras correspondan a su conversión al teísmo,

pues Lewis no era cristiano todavía

En su obra El problema del dolor,

Lewis nos habla de los distintos elementos de los que se componen las religiones

Primero habla de lo que Rudolf Otto llama “lo numinoso”: el “pavor” ante algo “extraño” más que el “temor” ante algo “peligroso”

No tememos,

a lo que nos haga un fantasma,

La presencia de un ser extraño,

produce ese sobrecogimiento o temor reverencial

Se trata de algo a lo que Lewis otorga un peso muy significativo

De hecho,

asociamos el nombre de Lewis con autores como Tolkien o Chesterton,

pero si lo leemos atentamente veremos que valora la obra de Rudolf Otto con la misma intensidad: considera su obra como el mejor análisis que tenemos de este fenómeno,

y nombra Lo Santo como uno de los libros contemporáneos que más le influyeron

Y esto aparece luego en su obra literaria: cuando Aslan mira a sus seguidores están “todo lo contentos que puede estar alguien que teme y todo lo temerosos que puede estar alguien contento”

La segunda cualidad que Lewis nombra como igualmente común en la experiencia religiosa es el reconocimiento de una ley,

tanto conocida como desobedecida

Lewis la llama “Tao”,

y a lo largo de las distintas tradiciones aparece con variantes como “ley eterna”,

lo “justo por naturaleza”,

Con estos términos se hace referencia a un conjunto de normas morales por todos conocidas,

a pesar de las diferencias históricas o culturales

normas cuyo conocimiento es posible sin una revelación divina

Esas leyes estarían escritas en la condición humana,

como afirma el apóstol Pablo: en cada corazón humano

Lewis abordará más tarde esta cuestión en Mero cristianismo: “Todo el mundo ha escuchado peleas

A veces suena divertido y otras desagradable

creo que podemos aprender algo importante del tipo de cosas que dice la gente en esas ocasiones

Cosas como: ‘¿Qué te parecería si alguien te hiciera lo mismo

yo estaba aquí primero’… Ahora bien,

lo que me interesa en todas esas observaciones es que la persona que las hace no está simplemente diciendo que el comportamiento del otro no llega a agradarle

Está apelando a cierto tipo de norma de conducta que supone que el otro conoce

Y la otra persona raramente replica: ‘Al diablo con tu norma’

Casi siempre trata de demostrar que lo que ha hecho en realidad no va contra la norma o que,

hay una excusa especial en ese caso particular”

La gente parece apelar en sus discusiones a una ley que todos conocen

Si dicha ley no existiera,

podríamos pelear como animales,

pero no disputar en el sentido humano

Es verdad que hay diferencias morales entre las diversas culturas

pero a veces es más fácil fijar la vista en lo distinto que en lo común,

perdiendo de este modo el sentido de las proporciones

Lo usual es que fijemos la atención en diferencias como la poligamia o los sacrificios humanos

Pero Lewis nos muestra cuánto debiéramos alejarnos de la exaltación de una diversidad sin ninguna referencia a lo común: “Para nuestros fines actuales,

sólo necesito pedirle al lector que piense en lo que significaría una moral totalmente diferente

Piense en un país donde se admirara a las personas que huyen en una batalla,

o donde un hombre se sintiera orgulloso de traicionar a todos aquellos que han sido bondadosos con él

Es lo mismo que tratar de imaginar un país donde dos más dos sean cinco

La gente discrepa respecto de con quiénes debemos no ser egoístas,

si sólo con la propia familia,

Pero siempre ha concordado en que uno no debe ponerse a sí mismo en primer lugar

Nunca se ha admirado el egoísmo

La gente ha discrepado en si se debe tener una esposa o cuatro

Pero siempre se ha concordado en que uno no debe simplemente tener cualquier mujer que le guste”

Con esta clase de observaciones,

las diferencias entre culturas comienzan a volver a su justa dimensión

No desaparecen

Muchas incluso pueden seguir siendo inquietantes,

pero de ahí no se sigue que tengamos una ética totalmente diferente,

sino que alguien está errando –a veces gravemente- en la aplicación de un determinado principio

Este argumento lewisiano aparece en sus obras de ficción situadas en mundos distintos al nuestro,

ya sea en el espacio o en Narnia,

con extraterrestres o animales que hablan,

pero nunca ofrecen una moral nueva

Ni lo pueden ni lo intentan: la obra literaria,

por distinta de nosotros que sea la “cultura” que presenta,

sólo logra una nueva puesta en escena de la misma trama moral de la que están hechas nuestras vidas

Es verdad,

que hay que atender a las diferencias entre las culturas,

que hay que atender al contexto

tiene que ser puesto en un contexto,

y su contexto es que tenemos una naturaleza humana en común

Lewis también se hace cargo de una objeción un tanto torpe: ¿no es la ley natural simplemente una convención humana impuesta por la educación

? Desde luego la conocemos por la educación,

Pero lo que no todo el mundo parece ver es que esto está lejos de transformarla en una mera convención,

Hay cosas aprendidas que son meras convenciones,

como el circular por la derecha o por la izquierda

Pero las tablas de multiplicar también son aprendidas,

y eso no las vuelve una convención

Y la similitud de las distintas culturas en cuestiones esenciales nos permite sospechar que la ley natural está –en este sentido- más cerca de las matemáticas que de las reglas de tráfico

Pero Lewis tiene presente también lo siguiente: no debemos pensar que los absolutos morales contenidos en la ley natural cubren cada una de las posibles acciones humanas

Para Lewis no hay muchos absolutos morales,

remitiéndose a los Diez Mandamientos: no matar,

ser fiel… En las restantes cosas,

determinar qué es lo justo en cada caso concreto es una cuestión de prudencia

Si ampliamos los absolutos morales hasta que indiquen incluso por qué lado de la calle debemos transitar,

dicha ley se volvería totalitaria,

La existencia de una ley natural y el hecho de que la conocemos constituyen,

sólo una cara de la moneda

Lewis termina su presentación de la ley natural en Mero cristianismo diciendo que las personas “conocen la ley natural y la rompen

Estos dos hechos son el fundamento de todo pensamiento claro acerca de nosotros mismos y del universo en que vivimos”

El fundamento de todo pensamiento claro son estos dos hechos,

que crean un problema para el cual no hay solución

La apelación a la ley natural está así lejos de ser una panacea invocada para responder a todos los problemas de la humanidad

Su conocimiento –y el reconocimiento de que la rompemos- abre más bien la puerta sobre cuál es el verdadero problema del ser humano: ¿Cómo expiar la culpa de las injusticias y pecados cometidos

? ¿Cómo poder vivir a la altura de los valores universales

? El “trilema” de Cristo Lewis ya era teísta,

pues los cristianos no creen simplemente en Dios,

sino en que Jesús es el Mesías e Hijo de Dios

¿Cómo llegó Lewis a la fe en Jesús y a la fe en el Dios de Jesús

? Esta no es una pregunta simplemente de personas religiosas,

sino una cuestión que cualquiera en nuestro medio tiene que enfrentar

“Por supuesto que hay gente que no puede enfrentar la pregunta con garantías,

pues nunca han oído hablar de Jesús

pero en nuestra cultura occidental estamos tanto moral como intelectualmente obligados a hacernos cargo de Jesucristo”,

¿Por qué hemos de hacernos cargo de Cristo,

Carlomagno,

Sócrates,

Julio César o Napoleón

? El gran problema es la deidad de Cristo

el hecho de que Jesús no sea simplemente un maestro de ética,

un modelo de ejemplo moral o un revolucionario de la historia

Si consideramos lo que Jesús dijo e hizo,

tenemos que concluir que sólo podía ser un lunático,

un mentiroso o quien decía ser: el Hijo de Dios,

“Pienso que la gran dificultad es esta: si no era Dios,

¿quién o qué era aquel que dijo tener poder para perdonar pecados

? ¿Qué clase de hombre puede levantarse con ese tipo de pretensiones y al mismo tiempo presentarse como humilde

A partir de esa caracterización de Jesús,

Lewis formula su famoso “trilema”

Ese trilema aparece en su obra El león,

donde la menor de los hermanos,

Lucía,

afirma haber descubierto un país maravilloso

Sus hermanos se burlan,

contando esta ridiculez al viejo profesor con el que viven

Pero el anciano académico la toma en serio

¿Por qué

? El profesor pone precisamente tres alternativas a los hermanos: Lucía puede estar mintiendo,

puede estar loca o bien puede estar diciendo la verdad

¿La conocen sus hermanos como una mentirosa o una loca

deberían dejar abierta la puerta a la posibilidad de que esté diciendo la verdad

Eso es lo que se preguntaba entonces Lewis: ¿Quién era aquel Jesús para hacer afirmaciones de semejante calibre

? Lewis cree que hay una alternativa que tenemos que descartar de plano: que Jesús sea simplemente un gran maestro de moral

Ningún maestro de moral afirma ser el Hijo de Dios o tener poder para perdonar pecados,

que más bien lo desacreditarían por falta de humildad

Entonces sólo quedan tres opciones: está loco,

es el mismísimo demonio o precisamente es quien dice ser

¿Mintió Jesús y estuvo precisamente dispuesto a morir por una mentira

? La noche del 19 de septiembre de 1931,

Lewis tuvo una larga charla con Tolkien y Dyson sobre estos temas

El día 28 fue por la mañana con Warren al zoo de Whipsnade (Lewis era un gran amante de los animales),

“cuando salimos no creía que Jesucristo fuera el Hijo de Dios,

y cuando lleguamos al zoológico,

El encuentro con el Dios “cristiano” fue el fin del interés por la alegría,

que para Lewis había sido un indicio,

una pista que apuntaba al Dios perdido

Y es que Lewis pensaba,

que las similitudes del cristianismo con la mitología lo hacía simplemente una historia más de ficción,

Pero descubrió bajo la tutela de Tolkien que “el meollo del cristianismo es un mito que es también una realidad”,

porque “el antiguo mito del dios que muere,

desciende del cielo de las leyendas y de la imaginación hasta la tierra de la historia”

Ya que “sucede en una fecha y lugar concretos”,

para Lewis –como para Tolkien- todos los relatos apuntan por eso hacia un momento,

en que el “mito” se volvió realidad

En ese sentido el cristianismo de Lewis puede ser descrito a la vez como realista y como “sobrenaturalista”

Cuando se describía a sí mismo como un cristiano “sobrenaturalista”,

era para enfatizar que no buscaba un cristianismo “depurado” de elementos “míticos”,

sino con plena aceptación de los milagros,

Sin embargo,

este sobrenaturalismo era a la vez racional

Cuando Lewis,

habla sobre su reconocimiento de los evangelios como textos históricos,

su argumento es el de un profesional: sabe –escribe- demasiado de crítica literaria como para que se le pase por la mente que tales textos sean “mitológicos” y no históricos

Pero al mismo tiempo que defiende la historicidad de los evangelios,

Lewis resalta cómo en ellos se cumple algo que siempre había admirado en la mitología: algo que había gozado,

Pues por doquier se había topado con la idea de sacrificios que obran redenciones,

con la idea de un dios que se ofrece a sí mismo o con un dios que muere y resucita

“Ahora la historia de Cristo la entiendo simplemente como un mito verdadero: un mito que opera en nosotros del mismo modo que los otros,

pero con la enorme diferencia de que realmente ocurrió”

En estas palabras de una carta de 1931,

en el mismo momento en que está viviendo su conversión,

lo que Lewis intenta explicar es el hecho de que se le abrieron los ojos para el centro de la fe cristiana: la encarnación,

la crucifixión y la resurrección

Para tal creencia hay argumentos,

pero por lo que hemos visto sería un error creer que los argumentos existen sólo en el plano filosófico: razonar nos obliga a abrirnos también a argumentos de tipo histórico

Más tarde,

Lewis expondrá este hecho en la historia del príncipe Caspian

El deseo que ambos experimentaron por otro mundo,

El doctor Cornelius revela a Caspian que “todo lo que le había dicho sobre la antigua Narnia era verdad”

Del mismo modo J

Tolkien y su compañero en el círculo literario de los Inklings,

Hugo Dyson,

le habían mostrado que la historia de Cristo no era otro mito como los demás,

sino que se “convirtió en un hecho”

Hasta entonces,

Lewis pensaba en su ateísmo que el cristianismo no era más que una mitología como cualquier otra

Pero el autor de El Señor de los Anillos,

le mostró que el mito se hizo realidad,

ya que se “hizo un hecho” cuando Dios se hizo hombre “en una fecha concreta,

en un lugar particular y con unas consecuencias históricas muy definidas”

Lewis se convirtió en “el más reticente converso” al cristianismo que pudiéramos imaginar

Pero desde entonces se volvió un apóstol para los ateos… Cuando el príncipe Caspian encontró a los antiguos narnianos,

les dijo: “Quiero estar con vosotros,

me he pasado la vida buscando gente como vosotros”

Así Lewis se regocija en el descubrimiento de que su deseo anterior “señalaba otra cosa,

No obstante,

Lewis no se convierte a la fe católica-romana ni a la evangélica

Su “confesionalidad” es etiquetada por él mismo en el prólogo de Mero cristianismo como un anglicano “ni muy alto ni muy bajo”

Es decir,

ni muy católico ni muy evangélico

Esto le costó a la larga la amistad de Tolkien

Tanto por carácter como por doctrina,

Lewis estaba lejos de los puritanos evangélicos

Que alguien pudiese considerar la abstinencia de la cerveza como un signo de espiritualidad le parecía absurdo

Para Lewis el sistema calvinista,

basado en la doble predestinación,

en lugar de guardar algo de distancia ante el misterio,

El 24 de septiembre de 1919 murió de cáncer Albert Lewis

Jack y Warren estaban definitivamente solos

Siempre habían sido buenos compañeros y ahora que Lewis regresaba al cristianismo,

se había acercado Warren en 1930,

El dinero dejado por su padre sirvió para comprar una casa (The Kilns) en 1930

Finalmente,

Warren se retiró del ejército como mayor y fue a vivir con Lewis y la familia Moore

Warren era un gran aficionado a la historia del siglo XVII francés,

y llegó a publicar hasta diez libros

Además,

Warren ayudó a su hermano como secretario

Tras su muerte,

editó una colección de cartas de su hermano y publicó una voluminosa historia de la familia Lewis y su diario personal

Tras su conversión a la fe cristiana,

Lewis preparó su primera obra de apología del cristianismo,

El regreso el peregrino (el título recordaba el clásico de Bunyan,

El progreso del peregrino)

Su siguiente obra,

estaría dedicada a su campo de estudio literario profesional,

La alegoría del amor

un estudio sobre la tradición medieval,

que le reportaría un notable prestigio académico

Aquellos fueron los años dorados de los Inklings

Uno de ellos,

Charles Williams,

autor de libros que podrían considerarse como fantasías religiosas,

influiría en obras posteriores de Lewis

Entre los libros que se leían estuvo El Señor de los Anillos de Tolkien y obras de ciencia ficción y apologética de Lewis

Era éste un ambiente muy peculiar,

Lewis llegaría a decir que allí pasaba sus horas más felices

Era un ambiente masculino,

que favoreció la leyenda de un Lewis misógino y desconocedor de las mujeres

Esto no debe extrañar en la sociedad británica de entreguerras donde pervivían los colegios privados masculinos,

clubes sólo para hombres y pubs en los que una mujer nunca pondría los pies

Sin embargo,

Lewis tenía mucha más vida social,

entablando gran amistad con la poetisa Ruth Pitter (convertida al cristianismo tras las charlas de Lewis en la BBC),

la monja anglicana Hermana Penelope (Lawson) y otras mujeres

Lewis y Tolkien eran grandes lectores de ciencia ficción

En los años 30 llegaron a un curioso acuerdo,

Lewis escribiría sobre viajes en el espacio y Tolkien sobre viajes en el tiempo

De ahí salieron la trilogía Ramson de Lewis,

y una obra no publicada de Tolkien,

El camino perdido,

en el que los personajes se trasladan desde el siglo XX al mundo mítico de Tolkien,

descrito en El Señor de los Anillos

Las aventuras de Ramson (publicadas a lo largo de 1938-1945) describen los viajes de este personaje por el sistema solar,

donde descubre que la Tierra es el único planeta “caído” en el pecado y dominado por el diablo

La recepción de sus obras de ciencia ficción fue limitada hasta el éxito de Cartas del diablo a su sobrino en 1942,

publicado por entregas en el periódico The Guardian,

donde el viejo diablo Screwtape,

aconseja a su joven sobrino sobre la mejor manera de tentar a un humano

Mientras,

Lewis publicó una obra en la que profundizaba en uno de los temas que más le preocupaban,

y a la que imprimió un carácter apologético que repetiría después en otros escritos: El problema del dolor

Allí Lewis se mostraría como un decidido defensor de la doctrina cristiana

Esto le hizo muy conocido y fue llamado a dar conferencias para los pilotos de la fuerza aérea (RAF),

lo que le llevó a viajar por varias bases,

perfilando así una apologética de claro enfoque popular

Mero cristianismo El primer peldaño hacia el éxito de C

Lewis no lo dieron sus libros,

En 1939 comenzaba la Segunda Guerra Mundial y,

ante el avance nazi por Europa,

Gran Bretaña se convirtió en el último bastión de Europa Occidental

El éxito,

y una mayor apertura hacia la reflexión espiritual propiciada por una situación de crisis como la guerra,

El 7 de febrero de 1941,

el director de programas religiosos de la BBC le propuso hacer una serie de programas de radio sobre el cristianismo

Lewis contestó: “De lo que quiero hablar es de la ley natural o del bien y del mal

Pienso que el Nuevo Testamento cuenta con una audiencia que ya cree en la ley natural y que es consciente de su desobediencia a dicha ley

En la Inglaterra moderna… el primer paso es crear,

Las charlas fueron en agosto,

y con todo aquel material radiofónico Lewis redactaría posteriormente Mero cristianismo (1952)

“Mi única función como escritor cristiano es predicar ‘mero cristianismo’,

Así se expresa Lewis en el único texto que dedica explícitamente a la unidad de los cristianos,

absteniéndose de toda polémica entre las confesiones cristianas

Guardó público silencio sobre lo que él mismo creía en aquellos puntos en los que las grandes confesiones cristianas disienten entre sí

Sin embargo,

Lewis militó en una iglesia,

dejando al respecto algunas observaciones dispersas en sus distintas obras y,

Esto le costó su amistad con algunos amigos,

que esperaban que se hubiera hecho católico-romano

Y es que para Lewis,

el anglicanismo combinaba los valores de la Reforma del siglo XVI con las mejores tradiciones católicas antiguas y medievales,

Cuando alguien le preguntaba por su fe,

él decía que leyera los 39 Artículos de Fe del Libro de Oración Común anglicano

Lewis define su “mero cristianismo” diciendo que busca defender el cristianismo básico que se ha aceptado en todos lo tiempos

Insiste,

en que no está hablando de un mero cristianismo como alternativa a las denominaciones cristianas ya existentes

Más bien se trata de un pasillo de entrada hacia una multitud de habitaciones,

que es donde hay abrigo y alimento

Siguiendo este argumento,

Lewis se volvió un autor conocido por defender lo común,

y es así un autor que también se ha vuelto patrimonio común de los cristianos

El “mero cristianismo” es algo que Lewis recuerda haber conocido ya como ateo,

una sustancia común a toda la tradición,

Lewis no es un simplista que afirma que primero estaba Jesús predicando una religión simple y benevolente,

y luego vino Pablo complicándolo todo al meter ese mensaje en contextos griegos

Con grados y formas distintas esto es lo que afirmaban muchos modernistas siguiendo a Locke y Nietzsche

Lewis los rechaza precisamente en nombre de la investigación moderna bíblica,

donde los escritos de Pablo constituyen los textos más antiguos

¿Qué tipo de doctrinas componen ese “mero cristianismo”

? “Para un laico –escribe- está claro que lo que une a un evangélico y a un anglocatólico contra el ‘liberal’ o ‘modernista’ es algo muy claro y significativo: el hecho de que ambos son sobrenaturalistas,

la segunda venida y las últimas cosas

Eso los une no sólo el uno al otro,

sino a la religión cristiana entendida ‘ubique et ab omnibus’”

El siglo XIX había visto aparecer en Alemania una gran crítica a la teología cristiana tradicional

Ésta resultó mucho más penetrantes que las simples críticas ocasionales de otras épocas,

sobre todo porque fue hecha por teólogos modernistas,

para quienes la Biblia era un simple libro religioso que combinaba el mito y la historia,

que debían ser estudiados mediante los métodos de la crítica literaria

Esto llevó a la ruptura entre el “Jesús histórico” y el “Cristo de la fe”,

resultando en un cristianismo liberal desmitificado y aguado de contenido

Paralelamente,

en 1942 se formó en Oxford el Club Socrático para discutir,

“los pros y contras de la religión cristiana”

Lewis fue su presidente

Fue en ese contexto donde la filósofa católica G

Anscombe criticó el capítulo 3 de Los milagros en un debate en 1948

Una nueva incursión el género teológicofantástico fue El gran divorcio,

en 1945 (también aparecido periódicamente en The Guardian)

En aquellos años de guerra,

los hermanos Lewis recibieron varios niños de Londres refugiados por los bombardeos aéreos,

como ocurriría después a los cuatro protagonistas infantiles de El león,

que encuentran un armario que les introduce al mundo fantástico de Narnia

Finalmente fueron siete las conocidas como “Crónicas de Narnia” que Lewis publicó a lo largo de los años 50,

con un gran éxito entre el público infantil hasta nuestros días,

y de las cuales se han hecho varias películas

El personaje central era el león Aslan,

cuya actividad en Narnia era la misma que la de Cristo

Del amor a la pena El 10 de enero de 1950 llegó a Lewis la carta de una nueva admiradora estadounidense,

Helen Joy Davidman

Joy había nacido en New York en 1915,

hija de emigrantes judíos europeos

El abuelo paterno había sido un judío ortodoxo,

La familia materna sólo mantenía una práctica externa de judaísmo

Durante su adolescencia,

Joy adoptó un ateísmo militante y decidió vivir para el hedonismo: “Yo fui atea e hija de un ateo

asumí que la ciencia había refutado a Dios,

al igual que asumí que la ciencia probaba que la materia era indestructible”

Sin embargo,

sus primeros poemas estaban llenos de referencias religiosas,

Una de sus historias,

Apostata,

recibió el premio de relato corto Bernard Cohen (1934)

Tras estudiar en la Universidad de Columbia,

Joy se convirtió en profesora de inglés,

viviendo los años desesperados de la América de la Depresión

Por entonces muchos miraban al modelo comunista soviético como alternativa a la crisis capitalista

Paralelamente,

el arte soviético (literatura,

música,

) también despertaba admiración

Varios profesores entraron en el Partido Comunista,

donde también ingresó Joy en 1938

En 1937,

abandonaba el puesto de profesora,

para dedicarse a escribir su primera novela,

Sus ideas políticas se reflejarían,

más en su poesía,

parte de la cual aparecería en la revista comunista Nuevas Masas

En 1938 publicó un libro de poemas: Carta a un camarada,

que ganó el premio Russell Lionés del Instituto Nacional de Artes y Letras

Sus éxitos también le valieron un puesto como periodista en Nuevas Masas

En 1940 se publicó Anya con gran éxito,

mientras los acontecimientos políticos se precipitaban

El general Franco había ganado la Guerra Civil Española y Europa se deslizaba hacia lo que sería la Segunda Guerra Mundial

muy comprometida y dispuesta a apoyar aún más si cabe la causa comunista,

se incorporó entonces a la Liga de Escritores Americanos,

entre cuyos objetivos estaban la lucha contra el fascismo y el nazismo

Ciento cincuenta poetas publicaron entonces un libro de poemas,

entre ellos William Lindsay Gresham (Bill)

Nacido en Baltimore (Maryland) en 1909,

sus padres se trasladaron posteriormente a New York y se separaron

Bill desempeñó todo tipo de trabajos,

desde cantante de folk a comentarista de música,

cine y libros en el Evening Post

Tras un breve matrimonio y la muerte de su mejor amigo en la Guerra Civil Española,

que ya era miembro del Partido Comunista,

Pasó más de un año en España,

sin llegar a entrar en combate y asistió al caos en que se convirtió el bando republicano: “Volví a casa con la amargura de una guerra perdida,

un ligero ataque de tuberculosis y una larga pesadilla de conflictos neuróticos”

Insatisfecho con su vida y crítico con el partido,

Bill acudió a un psicoanalista,

pero su situación empeoró llegando incluso hasta intentar suicidarse

Después,

empezó un curso de psicoanálisis y pasó a una intensa búsqueda espiritual,

desde las prácticas de meditación oriental al tarot

A pesar de su inestabilidad,

Joy se enamoró de él y se casaron en 1942

Los problemas empezaron inmediatamente,

a los escasos ingresos de las actividades literarias de la pareja se sumaron los continuos gastos del psicoanálisis y la cada vez mayor afición de Bill por la bebida

Las dificultades no disminuyeron con el nacimiento de su primer hijo,

Joy se distanciaba cada vez más del partido y,

A finales del mismo año nació Douglas

Mientras,

entre el alcohol y una aventura extramatrimonial,

Bill escribía la novela Callejón de pesadilla

En un intento por evitar las continuas infidelidades y el alcoholismo de Bill,

Joy le convenció para alejarse de la ciudad y vivir juntos en una casa de campo

Pero su alcoholismo continuó y comenzó a volverse violento,

pegándole a Joy y a los niños

Un día de 1946 que Bill fue a New York,

llamó a Joy en un estado de nervios lamentable y,

Al llegar la noche y no tener noticias de Bill,

Joy se sintió desesperada y acabó orando

Cuando Bill regresó,

ambos comenzaron a estudiar las religiones

Ayudados por las obras de C

comenzaron un tímido acercamiento al cristianismo

Finalmente,

la novela de Bill se publicó en 1946

El éxito fue mayor del esperado,

y la Twentieth Century Fox compró los derechos para realizar una película que se estrenó al año siguiente

La nueva situación económica les permitió trasladarse a una casa más grande

Joy empezó su segunda novela Bahía del llanto,

mientras Bill escribía Torre del limbo,

al tiempo que vencía su alcoholismo

En 1948,

los cuatro miembros de la familia ingresaron en la Iglesia Presbiteriana

Al año siguiente,

la historia de Joy apareció en el periódico New York Post (Una mujer comunista: historia íntima de ocho años en el partido)

Joy criticaba el marxismo en estos términos: “No se trata de unos hombres malos pervirtiendo una buena filosofía… sino de una filosofía corrupta pervirtiendo a muchas personas que empiezan siendo excepcionalmente buenas y desinteresadas”

Sus testimonios aparecieron en 1951: El rodeo más largo (Joy) y De comunista a cristiano (Bill)

Pero Bill era demasiado inquieto como para estabilizarse,

y pronto volvió a sus variados intereses espirituales,

desde el esoterismo al orientalismo

Lo peor fue que también volvió a la infidelidad

Dadas las circunstancias,

Joy pensó que sería prudente tomarse un tiempo de separación y decidió viajar a Inglaterra,

dejando a su familia al cuidado de su prima,

Renée Pierce,

que intentaba escapar con sus hijos de su violento y borracho marido

Así Joy llegó a Inglaterra en 1952

Su primera entrevista con Lewis fue el 24 de septiembre

Esas navidades visitó a los hermanos Lewis en su casa

Precisamente en esos días llegó una carta de Bill anunciando que estaba enamorado de Renée y quería el divorcio

Lewis aconsejó a Joy aceptarlo

A su regreso a América,

Joy encontró a Bill en uno de sus violentos ataques tras emborracharse

El divorcio de Joy fue paralelo al de Renée,

A finales de 1953,

Joy se trasladó a Inglaterra con sus dos hijos,

instalándose en Londres y visitando los tres a los hermanos Lewis en navidades

Pero la vida en Londres iba a ser difícil,

en especial dadas las irregularidades en los pagos de la pensión por parte de Bill

Esos momentos difíciles para Joy coincidieron con algunos de los mayores éxitos académicos de Lewis

En 1954 terminó su monumental volumen Literatura inglesa en el siglo XVI para la Historia de la literatura inglesa de Oxford

En ese mismo año aceptó la Cátedra de Literatura Medieval y Renacentista en Cambridge,

pasando al Magdalene College de dicha universidad en 1955

Sin embargo,

los años posteriores a la Segunda Guerra Mundial fueron,

paralelamente a sus éxitos literarios,

el fin de algunas de sus amistades como la de Tolkien

Narnia no era el tipo de submundo de creación que Tolkien admiraba y la apologética anglicana de Lewis tampoco era del gusto de su catolicismo

En 1955 se publicó la última obra de ficción de Lewis: Mientras no tengamos rostro,

Se trata de su obra alegórica,

Eros (el amor,

hijo de Venus) y Psyque (el alma),

Es una de sus obras